Fichó, llegó y… nos conquistó

Sé que en los últimos días debéis haber leído unos cuantos artículos similares, pero, como comprenderéis, en TodoRMBasket no podíamos quedarnos sin dedicarle unas palabras a un grande que colgará las botas muy pronto. Y es que con el Chapu se va también una parte de nuestra historia.

IMG_5941.JPG

Fuente: Euroleague

¿Cómo plasmar en palabras lo que define a Andrés Nocioni? Llevo días pensando en la mejor manera de plasmar ese algo intangible que hace único al argentino, ese je ne sais quoi, que dirían nuestros amigos los franceses. Y, tras mucho darle vueltas, he llegado a la conclusión de que, sencillamente, no se puede.

Personalmente, creo que la mejor manera de explicar qué tiene el Chapu que le hace tan especial es a través de las palabras de Rudy Fernández. El mallorquín reconocía hace unos años que Nocioni era, sin lugar a dudas, uno de sus peores rivales en la cancha. Los roces entre ellos cuando militaban en Baskonia (Nocioni) y DKV Joventut (Rudy) dieron mucho que hablar en su momento, por lo que ahora incluso los propios protagonistas se sorprenden de la buena amistad que han desarrollado desde que empezaron a compartir vestuario. ¿La anécdota perfecta? El 4 de julio de 2015, Rudy contrajo matrimonio con la modelo Helen Lindes, y Andrés acudió al bonito evento acompañado de su inseparable mujer. El comentario del argentino al novio durante la recepción no tiene precio: ¿Qué carajo hago yo aquí? ¡Con lo que nos hemos odiado tú y yo! 

IMG_5967

Su palmarés es una reflejo de la huella que deja en el club Fuente: Real Madrid

Y es que esa es la impresión que causa Nocioni en todos aquellos que tienen el privilegio de conocerle. En la cancha es el peor rival para cualquiera (incluso para los árbitros) pero no por maldad, sino porque las ganas de ganar le superan y no hace prisioneros a la hora de  la batalla. Sin embargo, una vez fuera de la pista, es un hombre risueño, divertido, con esa gracia natural que desprenden los argentinos, hablador (a veces incluso demasiado) y con un corazón tan grande que, una vez le conoces bien, no puedes hacer otra cosa que amarle. Así le ven sus compañeros, que, al fin y al cabo, son los que comparten con él el día a día y los que mejor le conocen. Todos hablan maravillas de él. El Chapu hace fácil la convivencia, vive por y para el equipo, y protege a los suyos con una pasión fiera.

Llegó a España en el año 1999 para unirse a Baskonia (Tau Cerámica por entonces), pasó brevemente por Manresa, regresó a Vitoria, pasó 8 años en la NBA y volvió a nuestro país para vivir una tercera etapa en el equipo vasco. Finalmente, en 2014, aterrizó en Madrid. Y, como dijo una vez, hace muchísimo tiempo, un emperador romano llamado Julio César: Veni, vidi, vici. 

IMG_5943

Fuente: Euroleague.

Fichó, llegó y nos conquistó. Así, sin más. Firmó el contrato, se puso a las órdenes de Laso, conectó con sus compañeros y, ese mismo año, el Real Madrid lo ganó TODO. Porque sí, los blancos tenían un auténtico equipazo, pero quizá sin el empuje de Nocioni (el “je ne sais quoi” otra vez), no hubieran caído todos los trofeos del primer año y los que han venido después. O puede que sí, pero…qué queréis que os diga. A mí me cuesta imaginarme la vida sin el Chapu en mi equipo.

Pero no sólo le han llovido títulos al argentino desde que pisó la capital de España, ha sabido ganarse el corazón de compañeros y aficionados siendo simplemente él mismo, sin esconderse jamás. Ese gen ganador, esa garra, esa rusticidad (que diría Fernando Romay), esa pasión, la contagia tanto a sus compañeros en pista como al público de la grada, y, quieras o no, acabas enamorado/a de él, de su estilo. Por eso no es raro oír al Palacio corear su nombre una y otra vez, aunque quizá sólo esté tres minutos en pista. Siempre aporta.

IMG_5944

Fuente: Euroleague.

Nos dejas un poco huérfanos, Andrés. Doncic, privilegiado donde los haya, tiene en ti a un maestro y a un amigo que le guía, y ahora va a tener que seguir sin ti. Llull pierde a su compañero de habitación, a uno de los miembros de honor del famoso “Comando Cibeles” (aunque asegura que va a darte la lata hasta el último día para convencerte de que te quedes). Rudy, ahora tu amigo, se lleva de ti una poderosa lección. Felipe, que según cuentan, te adora (y estamos seguros que tú a él también, porque no querer al capitán es imposible), hinca rodilla y te da las gracias. Laso y el resto del equipo pierden a un miembro imprescindible, pero no están tristes del todo porque te van a conservar como amigo.

Nosotros, los aficionados, no podemos hacer más que darte las gracias. Gracias por tu corazón, por tu entrega, tu compromiso, tu lealtad y…sí, lo voy a decir también, por tus santos cojones. Te temíamos cuando eras el rival, pero ahora…ahora, querido Chapu, te amamos. Y te vamos a echar muchísimo de menos.

Nos quedan dos meses para disfrutar de ti. Y, desde aquí, pido a los asistentes habituales del Palacio (afortunados ellos) que te aplaudan y te ovacionen cada partido de los que te quedan como si fuera el último. No te mereces menos. No podemos devolverte todo lo que nos has dado, pero vamos a mostrarte una pequeña parte de lo mucho que te apreciamos.

Como solía decir una de las artistas más queridas de este país al acabar una función: Solamente puedo decir…¡GRACIAS por venir!

FullSizeRender (7).jpg

Fuente: Basket A Todo Ritmo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s