Real Madrid 96-89 Movistar Estudiantes, un equipo líder al ritmo de Doncic

El Real Madrid cierra el año 2.017 con un sufrido triunfo en un derbi vibrante ante el Movistar Estudiantes y confirma así su condición de líder en este año. Luka Doncic volvió a deleitar a los aficionados blancos, mientras que Felipe Reyes firmó un doble-doble con 11 puntos y 10 rebotes. Landesberg, que acabó marchándose antes de tiempo, fue el mejor de los visitantes con 29 puntos.

1718_RMB-MOV (18).jpg Sigue leyendo

Fenerbaçe Dogus 77-79 Real Madrid: Simplemente, héroes

El Real Madrid Baloncesto se lleva una victoria épica en casa de Fenerbaçe. Los de Laso, cumpliendo un día más de forma memorable, lograron su objetivo a pesar de lo mermado que está el equipo. Una actuación imperial de Doncic (37 de valoración), una de las claves de la victoria.

Otra más. Otra hazaña más. Ésta, quizá, la más significativa por todo lo que había en contra. Ganarle a Fenerbaçe en su casa no es tarea fácil, y nosotros lo sabemos de sobra (mayo, ¿recordáis?), pero ganarle con 5 bajas vitales, con un chiquillo de 18 años como punta de flecha y un “rookie” de 37 tacos como único pivot, es todavía más difícil. Pues oye, al Real Madrid la palabra “difícil” no le suena.

Y es que, un día más, se pusieron la capa de héroes. Todos. Desde un Yusta que volvió a salir de titular hasta un Tavares que lo hizo muy bien hasta que se le fue la cabeza y fue expulsado. Luka Doncic se quedó a sólo 2 rebotes del triple doble (20 puntos, 8 rebotes, 10 asistencias, 37 de valoración), pero volvió a dominar una cancha que se le da especialmente bien últimamente (ganó el oro con Eslovenia en septiembre). Jaycee Carroll empezó fuerte, aunque después la defensa turca lo anuló. Trey Thompkins, Jonas Maciulis y Jeffery Taylor volvieron a ser importantes, ofreciendo minutos de calidad y ayudando en la zona, donde un novato llamado Felipe Reyes enseñaba un par de cosillas a los interiores de Obradovic y, ya de paso, se convertía en el quinto máximo anotador de la historia de la Euroliga.

Por su parte, los locales se encomendaban a un gran Brad Wanamaker, que contó con la ayuda en momentos puntuales de Luigi Datome, James Nunnally (muy buena actuación ofensiva) y, en ciertos momentos, de Jan Vesely, quien se llevó las críticas de la afición blanca al irse de muy mala manera a hacerle falta a Luka, que ya había recibido una antideportiva de Nunally en la misma jugada y que acabó disfrutando de 4 tiros libres. Obradovic, desde la banda y poniéndose más y más rojo a cada minuto que pasaba (esperamos que haya cardiólogos en el estadio, porque cualquier día nos da el susto), soltando más de una “lindeza” a sus propios jugadores cuando hacían algo mal. Lo de siempre, vamos.

Sé que no es la mejor crónica de lo que ha ocurrido, pero es un muy buen resumen. El partido estuvo muy igualado los 40 minutos, pese a la buena defensa blanca. El último cuarto fue un intercambio de canastas, con los turcos a punto de llevarse el gato al agua más de una vez, pero, una vez más, el carácter del Real Madrid fue superior, y un tapón final de Thompkins seguido del fallo de Wanamaker hacen que los de Laso sumen una victoria vital para seguir con esperanzas de ser cabeza de serie en las eliminatorias.

Poco más me queda por decir, sólo que debemos dar las gracias una y otra vez a este equipo por todo lo que nos dan, seguir disfrutando de ellos y, a los iluminados que dijeron que Felipe Reyes estaba acabado, un consejo: no salgáis de donde os hayáis escondido, porque el soberano sigue en lo más alto.

 

Brose Bamberg 66-81 Real Madrid, Thompkins brilla en el retorno de Causeur a Alemania

El Real Madrid cierra la semana con un gran triunfo ante el Brose Bamberg, con Trey Thompkins atravesando un gran momento (acabó el encuentro con 20 puntos y 5 rebotes), mientras que Causeur aportó 13 puntos en su vuelta a Alemania. El esfuerzo de Hackett (13), Steiger (12) y Lo (12) quedó en nada ante el mejor hacer blanco. 

DRmEN7VXcAE8_DI.jpg Sigue leyendo

Brose Bamberg-Real Madrid: Un lobo con piel de cordero

El Real Madrid Baloncesto pone rumbo a la tierra de Angela Merkel en este segundo partido de Euroleague de la semana para intentar seguir con el ascenso en la clasificación en un partido en el que tendrán que estar muy concentrados desde el primer segundo y que se podrá ver este jueves 21 de diciembre a las 20h a través de Movistar Deportes 2.

Pues nada, amigos y amigas, ya estamos aquí otra vez, todavía con la resaca del intenso choque contra Valencia Basket del martes e intentando poner en orden nuestras ideas y hacer borrón y cuenta nueva para el próximo reto de los madridistas: el Brose Bamberg de Andrea Trinchieri.

No es un rival fácil, y menos en su casa. Brose cuenta con uno de los estadios más calientes del actual panorama europeo, con una afición totalmente entregada que permanece en pie todo el tiempo que haga falta para llevar en volandas a su equipo hacia la victoria. Los chicos de Laso van a tener que permanecer muy concentrados y no dejarse distraer por el ambiente ni por criterios arbitrales “curiosos” (nos va a arbitrar Christos Christodoulou, así que practicad yoga, sacad la bebida que más os ayude a relajaros y armaros de paciencia, porque la cosa pinta fea) si quieren sumar una victoria más y seguir ascendiendo en la clasificación. Tras la victoria ante Valencia Basket y la derrota de Brose en Kaunas, el Real Madrid se coloca 7º, a falta de lo que haga Khimki hoy.

Sin embargo, Bamberg no sólo tiene una gran afición, sino que además cuenta con un muy buen entrenador, Andrea Trinchieri, y con una plantilla más que notable. En ella destacan nombres como Dorell Wright, líder en valoración del conjunto alemán con 12’9 por encuentro y máximo reboteador con 5’4 capturas. Ricky Hickman es el jugador que más puntos anota (12’5), además de el mejor “ladrón” y un viejo conocido al que ya hemos tenido problemas para parar alguna vez, por lo que habrá que mantener los ojos bien abiertos y la defensa en su sitio. Nikos Zisis es el que más asistencias reparte y un buen complemento para otro viejo conocido como es Daniel Hackett. Un buen entrenador a los mandos, una afición que empuja y jugadores de primer nivel convierten a Brose Bamberg en uno de los equipos más peligrosos, un auténtico lobo con piel de cordero (y si no, que se lo digan al Barça).

Es por eso que el Real Madrid no puede confiarse. En esta Euroleague no hay rival fácil, y el partido menos esperado puede ser una trampa. Por lo tanto, hay que olvidar lo que pasó el martes y seguir luchando por mantenernos entre los 8 primeros, además de intentar colocarnos como cabezas de serie para las eliminatorias. Además, será un partido muy especial para Fabien Causeur, que se enfrentará por primera vez al equipo en el que militó desde que salió de Baskonia y hasta el final de la temporada pasada.

En cuanto al estado de la enfermería blanca, no hay novedades por el momento. Todos los lesionados siguen sus respectivos procesos de recuperación y los aficionados nos dedicamos a poner velitas, rezar y pedirle a Papá Noel, a los Reyes Magos, al Ratoncito Pérez y hasta al Conejito de Pascua que no se nos lesione nadie más mientras tachamos los días que faltan para el regreso de los otros.

Desde @TodoRMBasket os invitamos a seguir el partido con nosotros a través de nuestra narración en directo y os damos las gracias un día más por seguirnos.

 

Real Madrid 91-72 Valencia Basket: Por nuestros bemoles

El Real Madrid Baloncesto logra hacerse con la victoria en el Palacio tras un partido en el que los árbitros se llevaron todo el protagonismo. La injusta expulsión de Doncic fue la acción más destacada, pero los de Laso supieron sobreponerse y tirar de coraje para ganar con Taylor, Thompkins, Tavares y Felipe como principales estandartes, y Campazzo, Causeur y Carroll como lugartenientes.

Sé que debería escribir una crónica al uso sobre cómo ha ido el partido en lo que a jugadas y actuaciones se refiere, pero estoy convencida de que desde el segundo cuarto, en que Luka Doncic fue injustamente expulsado, a la gran mayoría nos ha costado concentrarnos y no confío en que vaya a ser todo lo metódica que debería ser en estas circunstancias. Por suerte, el resto de jugadores madridistas han sabido superar los diferentes obstáculos que se les han presentado (casi todos por parte del trío naranja) y la victoria ha caído del lado blanco. Y es que, ante el coraje y, sí, los “bemoles” de los chicos de Laso, no hay nada ni nadie que pueda pararles.

Por eso, hoy, quiero rendir un pequeño pero merecidísimo homenaje a estos jugadores. Porque cualquier otro equipo, ante semejante plantel de bajas, se hubiera venido abajo. Porque cualquier otro equipo, ante semejante arbitraje en contra, hubiera perdido la concentración. Porque cualquier otro equipo no habría sabido qué hacer tras la expulsión de su MVP. Pero es que éste Real Madrid no es un equipo cualquiera.

¿Qué diferencia al Real Madrid del resto? Muy sencillo. El alma, el coraje y el espíritu luchador de todos y cada uno de sus integrantes. No hace falta que os recuerde el quinteto que tenemos sentado con lesiones de larga duración (excepto Rudy, que tiene para una o dos semanas). Estamos hablando de cinco jugadores VITALES para el conjunto que dirige Pablo Laso. Cinco estrellas. Cinco luchadores. ¡Cinco! Y, pese a estar sin ellos, el equipo compite. El equipo lucha. El equipo gana, convence y enamora.

Y esto parece no hacerle mucha gracia a la Euroleague, pues los arbitrajes que están sufriendo los madridistas últimamente están siendo un auténtico escándalo. Hoy, durante ciertos momentos del partido, me ha parecido estar otra vez en la prórroga en el Pireo, hace dos semanas. Porque menudo despropósito. Ignoro qué puede o no puede hacer el club en estos casos, pero considero que ya es hora de que se tomen medidas desde la directiva para formular una queja formal a la competición. Somos el Real Madrid, el club más laureado de Europa. ¡Ojo! No estoy pidiendo que se nos favorezca. Lo único que pedimos jugadores, staff y afición, es R-E-S-P-E-T-O. El mismo respeto que se merecen todos los clubes, por igual.

Hoy ha sido uno de esos días en los que he podido volver a recordar por qué engancha tanto este equipo. No hay palabras para definir el orgullo que sentimos todos los aficionados ante este pequeño grupo de señores con carácter y coraje que nos siguen demostrando día a día que se dejarán siempre el alma por esta camiseta.

Se ha ganado por sus “bemoles”. Y ante eso, queridos rivales, no podéis hacer nada.

Gracias por seguir ahí un día más.

PD: Yo si fuera Brose, plantearía una defensa aún más intensa sobre Luka para el jueves, porque tengo la sensación de que la criatura, después de lo que ha vivido hoy, va a querer desquitarse.