Real Madrid 91-72 Valencia Basket: Por nuestros bemoles

El Real Madrid Baloncesto logra hacerse con la victoria en el Palacio tras un partido en el que los árbitros se llevaron todo el protagonismo. La injusta expulsión de Doncic fue la acción más destacada, pero los de Laso supieron sobreponerse y tirar de coraje para ganar con Taylor, Thompkins, Tavares y Felipe como principales estandartes, y Campazzo, Causeur y Carroll como lugartenientes.

Sé que debería escribir una crónica al uso sobre cómo ha ido el partido en lo que a jugadas y actuaciones se refiere, pero estoy convencida de que desde el segundo cuarto, en que Luka Doncic fue injustamente expulsado, a la gran mayoría nos ha costado concentrarnos y no confío en que vaya a ser todo lo metódica que debería ser en estas circunstancias. Por suerte, el resto de jugadores madridistas han sabido superar los diferentes obstáculos que se les han presentado (casi todos por parte del trío naranja) y la victoria ha caído del lado blanco. Y es que, ante el coraje y, sí, los “bemoles” de los chicos de Laso, no hay nada ni nadie que pueda pararles.

Por eso, hoy, quiero rendir un pequeño pero merecidísimo homenaje a estos jugadores. Porque cualquier otro equipo, ante semejante plantel de bajas, se hubiera venido abajo. Porque cualquier otro equipo, ante semejante arbitraje en contra, hubiera perdido la concentración. Porque cualquier otro equipo no habría sabido qué hacer tras la expulsión de su MVP. Pero es que éste Real Madrid no es un equipo cualquiera.

¿Qué diferencia al Real Madrid del resto? Muy sencillo. El alma, el coraje y el espíritu luchador de todos y cada uno de sus integrantes. No hace falta que os recuerde el quinteto que tenemos sentado con lesiones de larga duración (excepto Rudy, que tiene para una o dos semanas). Estamos hablando de cinco jugadores VITALES para el conjunto que dirige Pablo Laso. Cinco estrellas. Cinco luchadores. ¡Cinco! Y, pese a estar sin ellos, el equipo compite. El equipo lucha. El equipo gana, convence y enamora.

Y esto parece no hacerle mucha gracia a la Euroleague, pues los arbitrajes que están sufriendo los madridistas últimamente están siendo un auténtico escándalo. Hoy, durante ciertos momentos del partido, me ha parecido estar otra vez en la prórroga en el Pireo, hace dos semanas. Porque menudo despropósito. Ignoro qué puede o no puede hacer el club en estos casos, pero considero que ya es hora de que se tomen medidas desde la directiva para formular una queja formal a la competición. Somos el Real Madrid, el club más laureado de Europa. ¡Ojo! No estoy pidiendo que se nos favorezca. Lo único que pedimos jugadores, staff y afición, es R-E-S-P-E-T-O. El mismo respeto que se merecen todos los clubes, por igual.

Hoy ha sido uno de esos días en los que he podido volver a recordar por qué engancha tanto este equipo. No hay palabras para definir el orgullo que sentimos todos los aficionados ante este pequeño grupo de señores con carácter y coraje que nos siguen demostrando día a día que se dejarán siempre el alma por esta camiseta.

Se ha ganado por sus “bemoles”. Y ante eso, queridos rivales, no podéis hacer nada.

Gracias por seguir ahí un día más.

PD: Yo si fuera Brose, plantearía una defensa aún más intensa sobre Luka para el jueves, porque tengo la sensación de que la criatura, después de lo que ha vivido hoy, va a querer desquitarse.

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s